inteligencia interpersonal

¿Qué es la inteligencia interpersonal?

La habilidad de la comunicación inteligente que poseemos nosotros los seres humanos, es, de muchas maneras, la clave para conseguir el éxito en nuestra vida entera.

Quizá alguna vez te hayas topado con alguien que al hablar, te transmita sensaciones geniales, te haga entender su mensaje de manera interactiva y te haga entrar en su historia atrapándote completamente.

Todo esto se debe a la inteligencia interpersonal.

Una persona que posea inteligencia interpersonal, tiene muchas más posibilidades de tener éxito consiguiendo lo que sea que se proponga o lo que sea que quiera.

Actualmente es muy difícil encontrar a una persona que al hablar, lo haga de tal manera que termine siendo de algún modo relevante para nosotros.

La inteligencia interpersonal es algo que resulta ser completamente útil para cualquier ámbito, puesto que gracias a esta se pueden entablar relaciones interpersonales que terminan siendo, la mayoría, bastante fuertes.

Es muy importante saber cómo comunicarse, y lo que caracteriza a la inteligencia interpersonal, es que gracias a ella no solamente escuchamos a una persona para responder a lo que está diciendo, sino que, mientras nos habla, tratamos de comprender a qué se refiere y lo que ha querido dejarnos con esto. 

Usualmente cuando nos hablan no recordamos ni la mitad de lo que estas personas dijeron al siguiente día, sin embargo, recordamos aquello que nos hizo sentir con esa charla.

La comunicación, al final, se trata de transmitir un mensaje, y es muy agradable sentirnos escuchados y comprendidos por alguien que posea inteligencia interpersonal, ya que no solamente llega a ser una conversación de pasillo, sino que nos está dejando algo, un sentimiento, una sensación, comodidad, confianza y confort.

Las relaciones interpersonales suelen establecerse por dos o más personas que manejan la inteligencia interpersonal, y suele ser gracioso, porque si no se trata de compañeros del trabajo o tópicos del estilo, en los que se debe mantener una relación interpersonal más diplomática, estas personas resultan enamoradas o fascinadas.

Lo que pasa, es que para manejar la inteligencia interpersonal, las personas requieren del desarrollo de habilidades como la empatía, y saber sostener dichas relaciones interpersonales.

No es tan complicado como parece, y es verdad que actualmente con el uso de la tecnología, se ha hecho mucho más fácil entablar una conexión entre dos o más personas para al final, establecer una relación.

Pero la inteligencia interpersonal no solamente lleva esto a cabo, puesto que más allá de una pantalla, es analizar las expresiones de la persona con la que se están comunicando.

Es muy diferente escribir, a hablar cara a cara, y esto más de uno lo ha comprobado una y mil veces.

Al escribir, nuestro tiempo de respuesta tiende a ser mucho más largo, y el pensar en lo que debemos decir se nos hace mucho más fácil, sin embargo, cuando tenemos a esta persona hablándonos, nuestro deber es escucharla y prestarle atención para poder comprenderla y dar una buena respuesta, así la conversación se convierte en algo llevadero y satisfactorio.

Muchas personas no tienen claro de la importancia que conlleva tener una buena inteligencia interpersonal, y es que, desarrollarla, trae consigo obtener autoconfianza y positivismo. Alejarnos de aquellos “no puedo” y reemplazarlos por un “¿por qué no?”.

Nuestro cerebro es mucho más potente de lo que muchos piensan que es, y si nos ponemos a pensar en que tal vez no logremos el objetivo que nos hemos propuesto, comenzaremos a crear miles de argumentos que para nosotros son válidos y que nos establecen la razón del porqué no podemos hacerlo.

Es completamente cliché decir que si quieres lograr algo, debes creer que lo puedes hacer, pero todo esto es completamente verídico.

Puede que tengamos familiares o amigos que crean que podemos, pero todo lo que consigamos en la vida tendrá mucho más valor cuando se deba a nuestro propio mérito, y si no empezamos a creer que nosotros mismos podemos lograr lo que sea que nos propongamos, nadie lo hará por nosotros realmente, o quizá sí, pero al final no vamos a aventurarnos a hacer algo de lo que creemos que saldremos mal.

La inteligencia interpersonal abarca todo esto. Es, básicamente, la razón por la cual existen personas extraordinarias.

Saber manejar nuestra personalidad, transmitir un mensaje, escuchar, comprender, ser positivo y confiar en nosotros mismos.

De esta manera, cualquiera querría estar cerca de nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *